Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
tartufone vista superior
Tartufone
25/01/2015
nido hojaldre
Hojaldre «afterfiestas»
26/01/2015
pastel morcilla carne

INGREDIENTES

  • 250 g de morcilla de Burgos
  • 300 g de carne picada de ternera
  • 800 g de patatas (también se puede realizar con puré de sobre)
  • 2 zanahorias medianas
  • 2 cebollas medianas
  • 1/2 pimiento rojo
  • 1/2 pimiento verde
  • 2 dientes de ajo
  • ¼ vaso de vino (blanco o tinto)
  • 100 g de tomate frito (casero)
  • 70 g de queso parmesano (o vuestro queso preferido para gratinar)
  • 70 ml de aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta recién molida (al gusto)

ELABORACIÓN DE PASTEL DE MORCILLA Y CARNE

  • Comenzamos por cocer las patatas con piel (para que no absorban más agua), hasta que las pinchemos y comprobemos que están en su punto. Las retiramos del agua y reservamos. Necesitamos que se atemperen para retirarles la piel sin quemarnos, con unos 5-6 minutos es más que suficiente, la piel se desprenderá con facilidad.
  • Troceamos las patatas en dados, salpimentamos al gusto y las machacamos, hasta obtener un puré de patatas homogéneo, sin grumos. Si queréis un puré más suave se puede añadir un par de cucharadas de mantequilla, mezclándolas muy bien con el puré, así os quedará más cremoso. Reservamos.
  • Pelamos los ajos y los picamos finamente. Lavamos las zanahorias y las cortamos en rodajas finas. Pelamos las cebollas y las picamos en juliana pequeña.
  • En una sartén grande vertemos aceite de oliva y a fuego medio vamos sofriendo el ajo picado. Añadimos la zanahoria y la cebolla y los pimientos, todo troceado, salamos al gusto, mezclamos y dejamos pochar durante 10 minutos a fuego medio. Destriparemos la morcilla y la mezclaremos con la carne picada y la añadimos a la sartén. Con la ayuda de una cuchara de madera mezclamos con las verduras y vamos desmenuzando algún trozo de mayor tamaño.
  • Cuando vaya tomando color la carne añadimos un cuarto de vaso de vino (blanco o tinto, al gusto). Otros 10 minutos y el vino estará reducido. Es ahora el turno del tomate frito, lo vertemos y removemos bien. Bajamos a fuego bajo y dejamos cocinar aproximadamente otros 15 minutos, para que vaya reduciendo y espesando la salsa.
  • Precalentamos el horno 5 minutos a 200º C.
  • En un molde de presentación de acero, al que le haremos una base con papel de aluminio, lo rellenamos con la mezcla de la sartén alisándolo y aplanándolo bien, y encima pondremos una capa del puré de patatas, alisándola también.
  • Rallamos lo más fino posible nuestro queso preferido. Espolvoreamos la superficie de patata con el queso rallado (se puede utilizar cualquier queso más barato de gratinar), orégano y pimienta negra.
  • Colocamos la fuente en la bandeja central del horno y cocinamos 10 minutos a 200º C, con la función calor “arriba y abajo”. Pasado el tiempo, activamos la función grill para que se gratine finalmente el queso durante 5 minutos más. El tiempo total en el horno será de 15 minutos.
  • Al retirarlo del horno tenemos que dejar reposar unos minutos, para que asiente el pastel de carne y sea más sencillo servir las raciones. Si está demasiado caliente, se deshará al intentar cortarlo y servirlo.

14 Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: